miércoles, 28 de noviembre de 2012

Enseñar a envejecer

Hoy recibimos en el Blog a una usuaria de nuestra página de  Facebook  (www.facebook.com/escuelapacientes) que ha querido compartir con nosotros una reflexión más que interesante. Comienza el debate: ¿Deberíamos aprender a envejecer? ¡Gracias Cristina!  
Piensa milady, piensa!!!
Echo de menos que en alguna parte la salud pública se ocupe de la prevención de una forma más general. Me refiero a que nos enseñen a envejecer. A conocer los cambios de nuestro cuerpo que son normales, los cambios en nuestro ánimo, etc. A veces acudimos al médico y saturamos los centros de salud por cosas que no tienen importancia, pero que nosotros no conocemos.
Creo que la infancia recibe muchas atenciones, hay cantidad de publicaciones y servicios públicos. Sabemos cúando deben aparecer los dientes, cuando es normal que empiecen a hablar o a caminar. También la adolescencia y sus cambios son más conocidos. Pero para las personas que pasan de 50 años, que registramos pequeños (o no tan pequeños) cambios en nuestro cuerpo. ¿No hay nadie que nos diga "esto te va a ocurrir; esto lo puedes mejorar de esta forma; esto lo debes asumir?
Conozco algunas personas que creen siempre que están enfermas (claro que también las hay jóvenes) pero nadie les dice que son cosas normales del envejecimiento del cuerpo, que cambiamos, como cambian nuestros gustos o nuestras apetencias de comida. Creo que esto se debe a que existe un cierto tabú con la vejez, como si no hubiera que asumirla, como si lo que tuviéramos que hacer cada día es luchar contra ella con potingues y soluciones milagrosas que no son tales.
Si en cada centro de salud, anualmente se hiciera un cursillo ¿no ayudaríamos además a descongestionar los centros porque aprendemos a conocer mejor los cambios de nuestros cuerpos y a distinguirlos de la enfermedad?
Cristina Ruiz Cortina

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada